Inicio > Tribuna Magisterial > Con las concesiones educativas y la tercerización laboral, Santos y Petro privatizan en contra (...)

Con las concesiones educativas y la tercerización laboral, Santos y Petro privatizan en contra de los intereses de la nación y el pueblo

María Antonieta Cano Acosta, Bogotá, octubre 3 de 2014

Gustavo Petro adelanta la política del imperialismo para el sector educativo que agencia el Gobierno de Santos. La prórroga de los contratos en concesión, una modalidad abiertamente privatizadora, que va de la mano de la tercerización laboral con la jornada extendida, o currículo 40X40, es la prueba reina de ello.

El alcalde de Bogotá decidió abrirle el paso a la privatización. ¿Será que la alianza con el presidente Santos consiste en aprobar primero en Bogotá lo que después va a imponer la Presidencia en el resto del país? Es muy diciente que el plan educativo de la ministra Gina Parody sea en buena medida el mismo que ha hecho Petro en el distrito. ¿Coincidencia?

Colegios en concesión

Petro insiste en entregarles a operadores privados la administración de los recursos del Estado. Las concesiones educativas son una modalidad tan dañina como lo han sido las EPS en la salud.

En el marco de las alianzas público-privadas (APP), Petro impulsa la flexibilización del trabajo docente, ya de por sí precario, en desmedro de la estabilidad y la calidad. En los colegios por concesión hay alrededor de 40 mil estudiantes. Para los maestros de estos colegios las condiciones son precarias. La jornada laboral no solo rebasa allí la de los colegios públicos, sino que los salarios son inferiores a los ya pírricos del sector público, una clara contradicción con la publicitada “defensa de lo público” con que se nos atiborra hasta el cansancio. Llama la atención el interés desmesurado de Santos en el tema. ¡Claro!, está en juego la privatización como política al mando. Los 25 colegios de Bogotá son la puerta de entrada para que Santos cumpla con su propósito de poner la educación en manos de los intermediarios privados.

¿Jornada única o extendida?

Gina Parody ha dicho que uno de sus pilares será la instauración de la “jornada única”. La ministra lo afirma a sabiendas de que ello no es posible sin infraestructura ni reajuste salarial, a no ser que se imponga a la brava y con las mismas características de la de Bogotá. ¡Otra coincidencia entre Santos y Petro! Con la política denominada “currículo para la excelencia académica y la formación integral 40x40”, más conocida como “jornada extendida”, y también con la contratación de personal para la atención de la primera infancia, se aumenta la jornada laboral de 30 a 40 horas semanales sin que haya habido un debate sobre la justa compensación salarial que implica. Petro y Santos cumplen con el precepto neoliberal, “más jornada, menos salario”. Y no resuelven la necesidad que tiene la educación pública de ampliar la planta de personal, adelantar un inmenso plan de construcción de infraestructura y respetar la autonomía establecida en la Ley General de Educación para que sean los establecimientos los que determinen el quehacer en su PEI y en su plan de estudios y no como lo están haciendo Petro y la ministra, imponiendo las asignaturas y el contenido.

Tercerización laboral

Al tenor de la” jornada extendida”, que se quiere hacer pasar como jornada única, se introduce la tercerización laboral. Son conocidas las consecuencias en el sector de la salud, con abaratamiento de salarios, negación de derechos democráticos y degradación de las garantías laborales. La Bogotá Humana viene desmontando la contratación directa mediante convenios con operadores privados como Compensar, que proveen al Distrito de vacantes allí donde deberían nombrarse docentes vinculados directamente por la Secretaría de Educación.

Infraestructura

Petro prometió en su campaña construir mil jardines para garantizar la educación formal a la primera infancia. Lo que hay son unos contenedores, mal llamados aulas móviles. Y para aplicar la “jornada extendida” dijo que construiría cien colegios (por leasing, con el sector financiero). Después los cien se volvieron 30 y a estas alturas no ha edificado ninguno.

Resistir la política educativa del Distrito

Queda claro que Santos y Petro coinciden en la política educativa. Se afianzan las alianzas público-privadas y los colegios en concesión y por convenio y se quebrantan los derechos del magisterio subiendo la jornada sin elevar el salario, aumentando la asignación académica para recortar personal y, lo peor, contratando maestros con intermediarios privados.

La hoja de ruta neoliberal es clara. En consecuencia, el magisterio, acompañado de los estudiantes, los padres de familia y la comunidad educativa, debemos prepararnos para conseguir con la movilización organizada lo que el presidente Santos y el alcalde Petro nos han arrebatado.

Por la defensa de la educación pública, ¡no a la prórroga de los colegios en concesión!

Por la defensa de los derechos de los trabajadores, ¡no a la tercerización laboral!

POLO DEMOCRATICO ALTERNATIVO
Siga a Jorge Enrique Robledo en Twitter
  • Imágenes
  • Videos
  • Audios
  • Todas
  • Todos
  • Todos

  • Suscríbase a la lista del PDA-MOIR

    Comunidades del MOIR

    POR LA SOBERANIA, EL TRABAJO Y LA PRODUCCION ¡RESISTENCIA CIVIL!
    Sede Nacional : Carrera 24 No. 27-25 Bogotá Colombia - Teléfono: (57 1) 245 7126.

    Seguir la vida del sitio