Inicio > Articulos de Actualidad > Desindustrialización y zonas francas

Desindustrialización y zonas francas

Norman Alarcón Rodas, Barranquilla, diciembre 27 de 2014

Los datos oficiales del Dane indican que en los últimos veinticinco años, que coinciden con la aplicación del libre comercio en nuestro país, el sector industrial se desplomo. Pasó de representar el 24% del PIB del valor agregado nacional a escasos 12% en la actualidad, lo que representa una auténtica tragedia nacional, a lo cual se le agrega la debacle del sector agropecuario, que en esos años pasó a depender de las importaciones que llegan a más de diez millones de toneladas anuales, productos que antes se producían en nuestro campo, generando empleo e ingresos a la población.

En este lapso de tiempo (un cuarto de siglo), las que han tenido un gran florecimiento son las zonas francas que pasaron de diez en el 2001 a 99 en la actualidad y que gozan de un régimen económico especialmente benévolo, situadas en 19 departamentos y 60 municipios de Colombia. Este tipo de explotaciones son muy similares a las maquilas de México, China, India, Bangladesh, países en los cuales se asientan las grandes trasnacionales atraídas por reglas de juego favorables y sobre todo, salarios bajos, lo que les reporta altos réditos en sus negocios. Se trata de una “industria” de ensamblaje, de tecnologías de baja gama, que no se pueden considerar como un verdadero desarrollo industrial que hace necesario los encadenamientos productivos cada vez más complejos.

Veamos las cifras en cada uno de los casos. La industria manufacturera, a precios contantes, pasó de tener una proporción del 13.7% al 12.5% del PIB entre 2001 y 2011, una rebaja del 8.7%; y a precios corrientes, del 14.13% al 12.3%, una merma del 13%. Es decir, que mientras se desploma la actividad industrial, avanzan las zonas francas en el país sin representar un jalonamiento del sector manufacturero, como lo demuestran las estadísticas oficiales. Además, la inversión de capitales en estas zonas francas es principalmente extranjera, así: Estados Unidos, 40%; Panamá, 22%; Chile, 17%; España, 5%; para un total de más del 84%. La característica es que las multinacionales envían a otros mercados sus productos, utilizando a Colombia como plataforma exportadora.

En el octavo Congreso Nacional de Zonas Francas realizado en el pasado mes de septiembre, Mac Máster, presidente de la ANDI, conceptuó que el nuevo modelo de industrialización del país se debe basar en las zonas francas, para lo cual hay que mantener la estabilidad jurídica, las condiciones pactadas con los inversionistas, relocalizar la industria y no contaminar el régimen franco con impuestos nuevos. Y para que no quede duda, la nueva Zona Franca Brisa en Dibulla, La Guajira, ofrece los siguientes incentivos: exención del 100% del impuesto de industria y comercio y predial por 10 años, tarifa única de renta de renta del 15%, exentos de pago del impuesto para la equidad CREE, no pago de tributos aduaneros para los bienes de capital, equipos, insumos y repuestos provenientes del exterior, almacenamiento ilimitado de mercancías extranjeras sin el pago de tributos, ingreso del resto del mundo de bienes de capital y repuestos sin gravamen arancelario y sin IVA, exención del IVA en las compras nacionales e internacionales de los bienes necesarios que requieran.

No es posible que una nación pueda desarrollar sus potencialidades con estas políticas lesivas a la soberanía y la producción interna y a favor del gran capital principalmente extranjero. Debemos respaldar los sectores empresariales de Proindustria que se han unido a las centrales obreras y otros estamentos civiles en contra del TLC con Corea, otro esperpento aprobado por las huestes del gobierno de Juan Manuel Santos y la bancada uribista.

POLO DEMOCRATICO ALTERNATIVO
Siga a Jorge Enrique Robledo en Twitter
  • Imágenes
  • Videos
  • Audios
  • Todas
  • Todos
  • Todos

  • Suscríbase a la lista del PDA-MOIR

    Comunidades del MOIR

    POR LA SOBERANIA, EL TRABAJO Y LA PRODUCCION ¡RESISTENCIA CIVIL!
    Sede Nacional : Carrera 24 No. 27-25 Bogotá Colombia - Teléfono: (57 1) 245 7126.

    Seguir la vida del sitio