Inicio > Pronunciamientos de Organizaciones Sociales > Política cafetera del gobierno debe beneficiar a los productores y no a monopolios y (...)

Política cafetera del gobierno debe beneficiar a los productores y no a monopolios y multinacionales de la comercialización del grano

X Asamblea Nacional de Dignidad Cafetera Nacional, Armenia, abril 7 de 2015

Se realiza la X Asamblea Nacional de Delegados de Dignidad Cafetera Nacional, organización filial de Dignidad Agropecuaria Colombiana, en medio de una situación altamente inestable en los precios internos y externos del grano. Los precios internos, ligados a los que define la bolsa del café de Nueva York, y, a su vez, sujetos a la especulación financiera, al juego de escasez y abundancia del grano en el mercado, a los problemas de clima, plagas, y a cualquier decisión que tomen los especuladores, cayeron en los últimos seis meses afectando a los productores y permitiendo que las multinacionales hicieran inmensas sobreutilidades.

La fluctuación en el valor del peso respecto del precio del dólar en el mercado colombiano, variable que también define el precio interno de compra a los productores, se encuentra en permanente inestabilidad. A esa situación debe agregarse que la prima por calidad que goza el café colombiano, para desgracia de los productores nacionales, se encuentra deprimida. En los tres primeros meses del año, el precio internacional ha caído hasta niveles de US$1 dólar con 30 o 40 centavos, en la bolsa de Nueva York -después de estar a 2 dólares con 10 y 20 centavos la libra- y que, si no fuera por la devaluación del 25% o más del peso, estarían los cafeteros vendiendo a $55 mil pesos o menos la arroba. Si el precio interno no ha caído más, es por la elevada devaluación del peso, algo que, sin duda, beneficia a los productores cuando venden su producto.

Las tres variables a las que se sometió al café, para fijar el precio interno, no dependen de los productores nacionales. Las definen multinacionales y especuladores financieros que manejan el mercado mundial y, el gobierno, si interviene la tasa de cambio.

Está acordado que los productores por cada dólar -producto de la venta del grano en el exterior- reciban el 92% a través del precio interno. En ese sentido exigimos a Federación de Cafeteros y al Gobierno Nacional respuesta a las denuncias hechas por Guillermo Trujillo en el periódico La República , quién afirma que durante el año pasado se transfirió a los productores tan solo el 78.71% quedándose, la Federación y los exportadores privados, con el 21,29%, en una clara violación a lo acordado. Eso significó quitarles a los productores 668 mil millones de pesos, de los cuales 145 mil millones quedaron en la Federación de Cafeteros y el resto en los exportadores privados. Solicitamos a la Contraloría General de la República y a la Procuraduría una investigación inmediata al respecto.

La X Asamblea Nacional define luchar por el restablecimiento del PIC a fin de garantizar que el ingreso por la venta de Café -Tipo Federación- sea equivalente a 75 mil pesos por arroba. Preocupa la tendencia a la baja del precio internacional y la estabilización del dólar entre 2500 y 2600 pesos. Esos dos factores podría llevar a un precio inferior para la cosecha que comenzó a recogerse y menores aún para el grano se recoge en el segundo semestre. No están dispuestos los caficultores, después de los esfuerzos realizados para recuperar la producción nacional, a someterse a precios de venta a pérdida. Reiteramos la solicitud al Gobierno Nacional para que se reactive el PIC y anunciamos que nos movilizaremos, nuevamente y si es necesario, en defensa del ingreso de los productores.

Otro rasgo de la situación que atraviesa la caficultura tiene que ver con las conclusiones de la “Misión de estudios para la competitividad de la caficultura”, más conocida como Misión del Café. Reseña la prensa que fueron entregadas al presidente Santos las conclusiones de la comisión y de las diez recomendaciones, queremos hacer énfasis en tres que, para Dignidad Cafetera, se tornan inaceptables.

La primera sobre la que queremos enfatizar, de acuerdo con las informaciones de prensa, es: “La actividad comercial del Fondo del Café debería operar con incentivos similares a los del sector privado. Todos deben actuar en igualdad de condiciones”. Se sabe que el Fondo Nacional del Café -FoNC- apalanca financieramente las operaciones de compra que realizan las cooperativas de cafeteros que son compradores de última instancia y garantizan la compra del café a productores e, incluso, a muchos intermediarios. Ponerlos en condición de igualdad con los monopolios extranjeros que manejan el mercado cafetero es acabar con la garantía de compra y traspasar a los productores los costos de almacenar, guardar, café. Se sabe que los monopolios compran tan solo lo que necesitan para atender sus compromisos de exportación a torrefactores y comercializadores.

La segunda es: “La garantía de compra debe mantenerse en lugares en los que se note una “falla de mercado”. Esta debe proteger a los pequeños cultivadores cuando en su zona haya pocos compradores”. Esto es, en los hechos, eliminar la garantía de compra y someter a los caficultores a los precios que impongan los comercializadores privados. Si para algo se creó la Federación de Cafeteros fue para quitarle de encima, a los productores, los abusos de los monopolios privados nacionales y extranjeros de la comercialización.

Y la tercera está ligada a las dos anteriores: “Los mecanismos de estabilización de precios no son viables en la práctica y la experiencia del PIC no debe seguir. Muchos países han tendido hacia la liberalización de los precios internos”. Inaceptable. El PIC debe reactivarse. Los productores hicieron inmensos esfuerzos para recuperar la producción, se endeudaron y, también es cierto, recibieron subsidios del Estado para resembrar y renovar sus cafetales. Y ahora les ofrece la Comisión del Café, y ¿el Gobierno también?, que si los precios se deprimen -y está sucediendo- entonces, ¡¡Sálvese el que pueda!! No. Así no puede ser. Los productores agropecuarios deben tener precios de sustentación o al menos subsidios directos -PIC- si los costos de producción son inferiores a los precios de venta. Y, menos acepta Dignidad Cafetera, lo de “liberalizar el precio interno”. Eso sería volver al siglo pasado. A precios que impongan las multinacionales que comercializan el grano.

Ninguna de estas recomendaciones es aceptable para Dignidad Cafetera. Esperamos que el Gobierno no las acoja, pero si así lo hiciere, convocaremos a la resistencia civil en defensa de la caficultura nacional. También analizó la X Asamblea Nacional de Delegados, la propuesta de reforma de los Estatutos de la Federación de Cafeteros. Sobre ese espinoso asunto queremos señalar lo siguiente: Si bien es cierto, Dignidad Cafetera Nacional es una organización distinta a la Federación de Cafeteros, también es cierto que la Federación administra los recursos parafiscales que son de todos los cafeteros y por eso solicitamos se conforme una comisión tripartita, Gobierno, Federación y Dignidad Cafetera, que aboque la modificación estatutaria a fin de que se cumpla con la máxima de que: los estatutos de los gremios que administren recursos parafiscales deben ser democráticos. No queremos se repita lo sucedido en el Quindío donde se violaron normas estatutarias para permitir la elección de delegados que no llenaban requisitos para ser elegidos por Córdoba-Pijao.

Otros asuntos que son del desvelo de los productores en la actual situación, son los relacionados con el incumplimiento en la reglamentación de la ley 1731, para deudas de más de 20 millones y la no inclusión de numerosos productores, deudores de menos de 20 millones, quienes siguen a la espera de la redención de sus acreencias, el elevado costo de los combustibles, la energía y los fertilizantes -donde el incumplimiento del gobierno nacional a lo acordado es evidente- y con la política de privatizar y elevar las tarifas de los acueductos rurales, sobre todo, en los que quiere volver a manejar o administrar la Federación de Cafeteros.

La X Asamblea Nacional de Delegados acuerda hacer las siguientes acciones: Declararnos en Alerta Cafetera, Exigir la reactivación del PIC, Rechazar la minería en zonas cafeteras, Solicitar reunión con el Ministro de Agricultura, Instar se cree una comisión que discuta la reforma de estatutos de la Federación, Exigir que se cumplan las actas suscritas con Dignidad cafetera y Agropecuaria, Realizar y Organizar asambleas de cafeteros y agricultores para planificar una Nueva Movilización Nacional, que se realizaría a más tardar en la tercera semana de julio de 2015, si el gobierno no soluciona las peticiones de Dignidad Cafetera Nacional.

Reafirmamos la decisión de promover la realización de un Acto Legislativo de Iniciativa Popular que garantice la soberanía agrícola nacional y un agro próspero y rentable para los caficultores y agricultores de Colombia.

POLO DEMOCRATICO ALTERNATIVO
Siga a Jorge Enrique Robledo en Twitter
  • Imágenes
  • Videos
  • Audios
  • Todas
  • Todos
  • Todos

  • Suscríbase a la lista del PDA-MOIR

    Comunidades del MOIR

    POR LA SOBERANIA, EL TRABAJO Y LA PRODUCCION ¡RESISTENCIA CIVIL!
    Sede Nacional : Carrera 24 No. 27-25 Bogotá Colombia - Teléfono: (57 1) 245 7126.

    Seguir la vida del sitio